Fuente: Cadena 3.

Esta madrugada del 11 de junio, la Cámara de Diputados aprobó dos leyes de cupo laboral tanto para el Estado como para los medios de comunicación.

En primer lugar, cerca de la 1:30am, se aprobó el Cupo Laboral Trans en el Estado por 207 votos a favor, 11 en contra y 7 abstenciones.

El proyecto aprobado busca garantizar que el 1% de los empleos públicos en Argentina sean para travestis, transexuales y transgénero por el solo hecho de auto percibirse de un genero diferente al biológico.

Los once diputados que votaron en contra fueron Juan Aicega (Buenos Aires), Federico Angelini (Santa Fe), Jorge Enriquez ( CABA), Alejandro García (CABA), Omar Monaldi (Jujuy), José Luis Patiño (CABA), María Carla Piccolomini (Buenos Aires), Dina Rezinovsky (CABA), Francisco Sánchez (Neuquén), David Schelereth (Neuquén), y Pablo Torello ( Buenos Aires). Todos del PRO.

Más tarde, los Diputados también aprobaron el proyecto de ‘Equidad en la Representación de los Géneros en los Servicios de Comunicación de la República Argentina’ con 134 votos afirmativos y 9 negativos.

El proyecto aprobado obliga a los medios de comunicación públicos a aplicar medidas para garantizar la ‘igualdad’ en la planta de personal y que la mitad de los empleados sean hombres y la otra mitad mujeres sin importar sus cualidades.

Así mismo, dichos medios deberán contar con un 1% de trans entre sus empleados.

¿Qué pasa con los medios privados? El proyecto obliga a que se acojan a un régimen de promoción y el Poder Ejecutivo llevará un registro de quienes cumplan con esta Ley. Además, entregarán un certificado de ‘equidad’.

Para la obtención de ese certificado, los medios deberán acreditar una vez al año la aplicación de las políticas con ideología de género que incluyen: inclusión laboral, selección de nuevo personal seleccionado con este criterio, distribución de tareas, charlas de adoctrinamiento, promoción del ‘lenguaje inclusivo’ y creación de un protocolo para combatir la violencia de género.

Este certificado será una de las condiciones a tener en cuenta a la hora de la distribución de pauta (fondos que el Estado otorga a los medios), lo que significará que, a partir de esta Ley, tendrán prioridad los medios que se adapten a las exigencias del lobby LGBT+. 

Así mismo, la autoridad de aplicación (el Estado) deberá financiar con fondos de públicos campañas para promover la ideología de género.

Por último, el Gobierno de turno podrá sancionar a quienes no cumplan con estas medidas.

Los 9 diputados que votaron en contra fueron Juan Aicega, Federico Angelini, Héctor Baldassi, Jorge Enríquez, Daniel Frizza, Gustavo Hein, Humberto Orrego, María Carla Piccolomini y Pablo Torello, todos del PRO.

¿Cuánto cuestan las políticas de género en Argentina?

Solo en el presupuesto de 2021, esta estipulado un gasto de 1.3 billones, lo que equivale al 3,4% del PBI y un 15%,2 del total del presupuesto. Para tomar dimensión de lo que supone este gasto, es 10 veces el presupuesto del Poder Judicial, 2 veces Energía, 4 veces Defensa y Seguridad y 20 veces Relaciones Exteriores.

Así mismo, hay 55 actividades etiquetadas como políticas para reducir las brechas de género y están distribuidas en 22 organismos de 14 ministerios. En 2019 eran 23.

Por otro lado, el Ministerio de Mujeres, Géneros y Diversidad es el que más aumentó su caja: 1038%. El presupuesto inicial será de $6.204.800.623. Sus fondos crecerán por encima de la inflación de 29% pronosticada por el Gobierno.

Por último, un dato no menor, se destinará un monto de $18.000 millones (2020-2022) para el Plan Nacional de Acción Contra la Violencia por Razones de Género.

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here