El abogado, analista y operador de mercados, predijo que el actual peso argentino morirá a fines del 2022.

Carlos Maslatón, hombre que conoce el mercado como pocos, realizó una inquietante predicción, en base a su análisis, sobre el futuro de nuestra moneda en relación al dólar.

En la última semana, realizó una serie de sus típicos vivos por Zoom, y allí dio por muerto al peso argentino para fines del año 2022. “Dentro de dos años, el actual peso de papel argentino no convertible, va a morir” expresó.

Según el abogado y analista financiero, la actual moneda nació en diciembre del año 2001, tras la imposición del infame “corralito”, al final del gobierno de Fernando De La Rúa. Maslatón explica que, en la década de los 90, la moneda era otra, ya que ésta era convertible al dólar estadounidense, mientras que, al comenzar el nuevo siglo, vio la luz el peso no convertible o flotante que usamos en la actualidad.

Gráfico en lapicera de Maslatón que muestra la muerte del peso argentino.

“Existen cinco ondas o ciclos en la suba del dólar, ahora estamos transitando la última etapa, iniciada a fines del año pasado”. Según él, el próximo paso será un período que oscilará con el dólar a un precio de entre 196 y 211 pesos.

“La onda 3 de 3 de 3, la que comienza en 64 pesos, no tiene ninguna resistencia importante. Mi opinión es que las resistencias importantes se encuentran en 355, 535, 825 y 1295 pesos por dólar”.

Finalizó con una declaración lapidaria: “Todo este final del peso argentino para el año 2022, me da un cálculo de 189 mil pesos por dólar, allí se producirá la desmonetización y desaparición del actual peso argentino, nacido en diciembre del 2001 tras el corralito de Cavallo”.

“Lo que hay que admitir es que el mercado hace cosas irracionales y saca de rango a todo el mundo. Predije que la bolsa americana cuando cayó un 40% en febrero y marzo llegaría a máximos históricos y que dejaría que caer. Hoy, no para de subir a pesar de tan malos fundamentos”.

El peso argentino se va a despedazar en una marea irracional, no hay nada para justificar los números tan absurdos que estoy mostrando. Pero el análisis técnico se deriva del análisis de estructuras que contienen la acción de la política, del Banco Central y lo que presuntamente pueda llegar a hacer. Y hoy creo que el Central no tiene nada para hacer, está vendiendo cosas que NO tiene”.

Sobre el ministro de economía, Martín Guzmán, dijo: “No sabe nada del mercado, nunca operó en éste. Él estudió el tema de la deuda en una universidad norteamericana, no tiene nada que ver con los problemas a los que enfrenta ni cómo solucionarlos”.

Hoy, el dólar blue cuesta 190 pesos, tras una operación en Microcentro que involucró a la Gendarmería, con el fin de evitar la venta del dólar libre. La estrategia del Gobierno no funcionó, las reservas no están y la población, el empresariado y el propio Martín Guzmán saben que la devaluación es inevitable. Después de las PASO, el dólar multiplicó su valor más de cuatro veces y pareciera, más que nunca, que no tiene techo.