La batalla electoral entre Biden y Trump se resolverá el 6 de enero de forma definitiva.

El Congreso se reunirá el día clave, 6 de enero, para certificar o no los resultados electorales del 3 de Noviembre. Si se ratifican, Joe Biden asumirá el 20 de enero la presidencia del país. Si hay objeciones, como se prevé, el escenario puede cambiar.

En el año 2016, 12 diputados demócratas objetaron el resultado electoral que le dio la victoria a Donald Trump, pero no obtuvieron apoyo de ningún senador. Si al menos un Representante y un Senador presentan objeciones escritas, ambas cámaras están obligadas a debatir durante dos horas cada objeción. Se sabe que al menos 12 Senadores Republicanos y al menos 10 Representantes presentarán objeciones del proceso electoral actual.

Por ley, cada objeción debe debatirse por, al menos, dos horas. Una vez debatidas las objeciones, ambas cámaras votan si las aceptan y continúan certificando los resultados. Se necesita mayoría simple para aprobarlas. Si son rechazadas, el Congreso certificará la victoria de Joe Biden.

Si ambas cámaras aceptan las objeciones, entonces el próximo presidente de los EE.UU. lo elige la Cámara Baja, mientras que el vicepresidente será elegido por el Senado.

Sobre la elección de la Cámara Baja, controlada por los demócratas, hay algo que aclarar: los 435 representantes no son los encargados de elegir al presidente. La Constitución americana dice que un miembro de cada una de las 50 legislaturas (uno por cada Estado) tomarán posesión de la Cámara y emitirán su voto a favor de uno de los tres candidatos más votados. De las 50 legislaturas estatales, 31 son republicanas, 17 demócratas, una está dividida y la otra (Georgia) está aún por definirse.

Este proceso constitucional se activó en 2 ocasiones: en las elecciones de 1968 (Nixon vs Humphrey) y en las del 2004 (Bush vs Kerry). Sin embargo, no cambió el resultado ya que las objeciones fueron rechazadas.

Todo indica que el 6 de enero se activará el proceso de objeción, pero de la cantidad de representantes conseguidos depende que se modifique o no el resultado electoral.