Alberto y Ginés, focos de un nuevo escándalo kirchnerista. Imagen: perfil

Según informó Javier Lanari dijo en La Nación +, el ex Ministro de Salud Gines González Garcia le habría dicho a su círculo íntimo que “si abre la boca se cae el Gobierno“.

Alberto Fernández, por su parte, habló desde México y pidió terminar con “la payasada” refiriéndose al vacunatorio VIP montado por el Ministerio de Salud por el que pasaron funcionarios y sus allegados. Además, considero que “adelantarse en en la fila” no es un delito.

El Jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, fue otro de los funcionarios que negó la existencia de dichos vacunatorios, pese a que el propio Ministerio de Salud publicó la lista de los funcionarios y cercanos al Gobierno que se vacunaron de manera clandestina y que le costó el puesto al ahora ex Ministro de Salud, Gines González Garcia.

Pese a su negacionismo, en la misma entrevista defendió la vacunación de privilegio de funcionarios kirchneristas.

Por otro lado, el director del Hospital Posadas, Alberto Maceira, declaró en Comodoro PY que el “vacunatorio VIP” funcionó por orden expresa del exministro de Salud. También declaró esta tarde el personal de salud como testigos ante la jueza federal María Eugenia Capucchetti.

La lista de Vacunados VIP

Entre la lista de los privilegiados que obtuvieron la vacuna, se encuentran Felipe Solá, Martín Guzmán, Agustín Rossi (Ministro de Defensa), Daniel Arroyo (Min. de Desarrollo Social), Nicolás Trotta (Min. de Educación), el Jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, Marcela Losardo (Justicia y DDHH), Gómez Alcorta (Min. Mujeres, Género y Diversidad), Wado de Pedro (Min. del Interior), Carla Vizzotti (Min. Salud), Mario Meoni (Min. Transporte) y Matías Lammens (Min. de Turismo) entre otros funcionarios, además de Máximo Kirchner, Jorge Taiana y Sergio Massa. El total de la lista es de casi 80 personas.

Entre las personalidades allegadas al Gobierno, también obtuvieron la Sputnik V de manera clandestina Horacio Verbitsky, Estela de Carlotto, y Hugo Moyano, entre otros.

En diciembre de 2020, Alberto Fernández prometió vacunar a 20 millones de personas para marzo de este año. A una semana de alcanzar el plazo, el número de vacunados apenas alcanza los 720 mil, y la buscada “inmunidad de rebaño” parece haberse transformado en impunidad de rebaño.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here