Fuente: ABC

La empresa argentina YPF presentó el balance del segundo trimestre de este año, en el que informaron pérdidas de $78.697 millones entre enero y junio; las del segundo trimestre, en particular, fueron de $85.048 millones. 

Fuente: YPF S.A.

Según indican en un comunicado de prensa, ‘‘la compañía atravesaba una compleja situación desde el punto de vista económico y financiero que se vio profundizada por los efectos generados por la pandemia COVID-19’’. 

Entre las causas que señala la empresa se encuentra la caída en la demanda de combustibles: ‘‘las ventas de naftas cayeron un 85% en la última semana de marzo y a partir de ese momento fueron repuntando gradualmente estabilizándose en el mes de julio con una caída de entre 40% y 45%’’.

A eso se le sumó una caída en la producción de hidrocarburos: ‘‘alcanzó los 466.800 bpd [barriles de petróleo equivalentes por día], una contracción del 9,5% en comparación al segundo trimestre de 2019’’.

¿Cómo continúa?

El 11 de agosto, Guillermo Nielsen, Sergio Affronti y Alejandro Lew (presidente, CEO y CFO de la empresa, respectivamente) realizaron una conferencia virtual ante inversores extranjeros.

En ella, presentaron un ‘‘Plan de reducción de costos sin precedentes’’ cuyo objetivo es alcanzar un ajuste del 30%. Los pilares del mismo son:

  • Optimización de la estructura de la empresa: descentralizar operaciones para aumentar la eficiencia
  • Revisión de los más de 11.000 contratos que engloban a todos los proveedores 
  • Reducción temporal de los salarios y un programa de retiro voluntario: para trabajadores no sindicalizados
  • Negociación de las condiciones de trabajo con los sindicatos. En Santa Cruz, Mendoza y Chubut ya lograron acuerdos.